Expertos prueban nuestra nueva malla running Tenth

Hoy estamos de estreno, las chicas de diseño me han dado la oportunidad de probar una de las mallas que van a formar parte de la colección de Woman de la próxima temporada O/I. Para ello he decidido no quedarme en medias tintas y darles caña de verdad con un rodaje de 17km como preparación para la Media Maratón Villa de Madrid. Sé que es un poco arriesgado hacerle tanto kilometraje a una prenda que no he probado antes, pero la primera impresión es tan buena que no me puedo resistir.

Malla Running Test IO 16

     Lo primero que salta a la vista es el diseño, en cuanto las vi me enamoraron los colores tan llamativos (no dejan indiferente a nadie). Todos sabemos que el running no es precisamente un deporte discreto, pero estas mallas encuentran un equilibrio entre el negro y los colores vibrantes. Lo segundo a resaltar es el fitting que fue lo que me decidió a llevarlas durante 17 km, ¡son un auténtico guante! Y eso que yo soy muy especial a la hora de elegir mallas, no encontraba ninguna de ninguna marca que me ajustara bien. O me quedaban estrechas de pierna o se me escurrían por detrás. En cambio estas no se mueven lo más mínimo gracias al cordón de la cintura, se adaptan a la pierna sin agobiar y el tejido es súper agradable al tacto. Además, incorporan un bolsillo en la parte de atrás con cremallera, que aunque no sirve para llevar el móvil (no hay ningún pantalón con capacidad para los teléfonos que llevamos ahora) si que es perfecto para llevar las llaves, la tarjeta de transporte, monedas, geles… Así, equipada y preparada, salimos a rodar.

    Como realmente quería poner a prueba su comodidad me las llevé a un terreno más exigente que el asfalto. Sin llegar a ser trail, el recorrido es 100% por pistas de tierra, con todos los desniveles que eso conlleva. ¡Iba a tener que mover las piernas! Empezamos con una bajada muy pronunciada y que adoro hacer a tope, y las mallas me sorprenden de nuevo, ya que sin ser compresivas, me sujetan bastante el músculo. Llaneamos durante algo más de 7km, llevamos un ritmo muy suave porque nos da verdadero pánico hacernos daño a tan solo una semana de la media maratón.

     Hace un día muy bueno, empezamos a sudar en cuanto enfilamos la cuesta más larga y empinada del recorrido. Aunque las mallas no me resultan incómodas al sol, ya que son bastante transpirables, no hay que olvidar que es una prenda pensada para el otoño, y el día de hoy es casi veraniego. Ya arriba, nos tenemos que quitar los cortavientos, y aprovechamos las vistas para sacar alguna foto con el atardecer. Se nos acaba la luz y antes de quedarnos a oscuras no tenemos más remedio que poner rumbo de vuelta a casa disfrutando del paisaje y las decenas de conejos que salen de sus madrigueras a nuestro paso. ¡Es una delicia hacer una salida así después del frío del invierno! En definitiva, son unas mallas verdaderamente cómodas y transpirables, siempre que tengamos en cuenta de que no son para correr en pleno Agosto a las dos de la tarde, y con un ajuste perfecto, que se adapta a cualquier forma.

     Por cierto, quedé tan contenta con las mallas que no pude (¡ni quise!) resistirme a llevármelas al gimnasio, son tan bonitas… Y aunque no hacía falta, volví a constatar lo cómodas que son, incluso haciendo los movimientos tan variados que implican las máquinas de trabajo de fuerza. Son perfectas para las chicas que buscan unas mallas de running, pero necesitan algo de versatilidad.

   ¿Vas a resistirte todo este tiempo? Conoce la colección de mallas de esta primavera-verano, ¡te va a encantar también!

5716110221-200-5467malla-deportiva-mujer-5716111404-200-1147 malla-running-mujer-5716111408-211-8140

Be Sociable, Share!

Leave a Comment